Que es del cielo su canto

cerámica&post-its

cuando∙ella∙toca∙el∙piano&fromthetree

cuando∙ella∙toca∙el∙piano (Alicia Pérez, Madrid, 1978) (IG: @cuandoellatocaelpiano), es jurista de Instituciones Penitenciarias y ceramista. Lleva desde 2017 trabajando la cerámica como medio de expresión de una filosofía muy personal; para Alicia, la vida entra a través de la herida, y la vulnerabilidad nos abre a una relación con el otro. Sus piezas, vertebradas a través de la arruga y las texturas, hablan sobre una vida, frágil y llena de una sencilla belleza y misterio, necesitada de ser exaltada y valorada tal y como viene y sucede. 

fromthetree (Luis Ruiz del Árbol, Pontevedra, 1977) (IG: @fromthetree), es abogado e ilustrador. Desde 2014 lleva trabajando la ilustración en formato post-it, como modo y medio de expresión directa y concisa de conceptos e ideas, apoyándose y dialogando con imágenes sacadas del cine, la poesía y la música. El post-it como memento, frágil y móvil, de la vida que pasa y nos pasa. Su lenguaje deja el máximo espacio libre posible para que pueda acontecer lo “otro”; el dibujo es sólo el negativo, el marco de un espacio que es el verdadero protagonista. 

Alicia y Luis están casados y son padres de cuatro hijos. En 2019 empezaron a trabajar juntos en las piezas de cuando∙ella∙toca∙el∙piano, y confluyeron en el barro las inquietudes y las exploraciones artísticas que llevaban haciendo años los dos por separado. Alicia piensa las piezas para que Luis pueda ilustrarlas como si fueran post-its, y Luis concibe sus post-its pensando en futuras traducciones a piezas cerámicas de Alicia.

El título de la exposición, “Que es del cielo su canto”, es un homenaje a la primera pieza que hicieron juntos, inspirada en un verso de las Nanas de la Cigüeña de Rafael Alberti:
“
Si la cigüeña canta/arriba en el campanario,/que no me digan a mi/que no es del cielo su canto.”

El canto (la obra conjunta) de cuando∙ella∙toca∙el∙piano y fromthetree es del cielo, porque los dos reconocen que, tanto su vida en común como su obra, no nace de ellos, sino que son simples transmisores de una vida que les sobrepasa, que nos supera a todos, de la que partimos y a la que estamos llamados a volver. Es la expresión coral de una experiencia compartida, que nace de la certeza de que el significado de las cosas se aprehende en un diálogo, en la obra realizada en común.

Las imágenes que se muestran en esta exposición (tanto las cerámicas como los post-its) son recordatorios de que todos compartimos las mismas experiencias (la soledad, el amor, el dolor, el deseo, la compañía, el llanto, el asombro…) y que el arte, en el fondo, está llamado a despertar el deseo de que el cielo suceda en la tierra.