08.12.2011

Cristina Busto

Ya la conocíamos por sus originales muñecos F, habitantes habituales de nuestra galería, que conectan rápidamente con el público por su carácter diferente, travestido y desvergonzado. Pero sabíamos que Cristina Busto daba mucho más de sí, y teníamos con ella una deuda pendiente.

En este invierno 007, Mad is Mad presenta los altares de Cristina: retablos hechos de quincalla, locura y arte, ‘collages’ de objetos que reciclan objetos y emociones de muchas etapas de la vida, de la niñez y la adolescencia.


Además, proyectamos el vĂ­deo con el que ganĂł el Primer Premio de VideocreaciĂłn del Injuve Plei, (Instituto de la Juventud de España), una rĂ­tmica crĂ­tica a los vacĂ­os y voracidades de la sociedad actual, tan comunicada/ tan incomunicada, una mirada irĂłnica que va desde la televisiĂłn basura a la utilizaciĂłn del cuerpo de la mujer. El ‘The End’ es, digamos, feliz, luminoso: de reencuentro con la luz, el cielo, el mar, el sol, frente a la claustrofobia del resto de las situaciones que recorren el vĂ­deo.

Cristina Busto es licenciada en Bellas Artes por la facultad de Cuenca, con beca Erasmus en Sofía (Bulgaria). En los últimos seis años ha expuesto en salas de Burgos, Madrid y, sobre todo, de Asturias, su tierra natal. A nosotros nos gusta verla como nuestra joven Louise Bourgeois, porque como esta gran artista, tiene algo de inquietante, bastante de ácido y mucho de creatividad desbordante que choca directamente con el espectador y no le deja indiferente.

Palabras relacionadas: , , , , , , ,